Una semana y un día

rodríguez (de Rodríguez, apellido)

  1. m. coloq. Hombre casado que se queda trabajando mientras su familia está fuera, normalmente de veraneo. “Anda, está, se queda de rodríguez”. 

Empecemos reinvindicando que el diccionario de la RAE se columpia un poco en lo de hombre… que ya son otros tiempos ¡hombre!, pero sí… sin ser hombre me he quedado una semana (y un día) de rodríguez.

Una semana en la que el trabajo ha sonado a “peccata minuta” si lo ponemos en proporción con el valor de levantarse por las mañanas con el sencillo objetivo de arreglarte TÚ, desayunar TÚ y salir de casa TÚ.  Eso no está pagao.

En la misma proporción puedo hablar del “vale” a cualquier plan que se planteara así sobre la marcha, sin hacer cábalas ni pensar en horarios infantiles.

Sí, trabajé esa semana… pero no, estar de rodríguez no es un sufrimiento si se vive como excepción a la regla, si es una novedad en tu vida.

Tan excepcional y novedosa fue la experiencia que la he considerado digna de un miniálbum (si es que no tengo arreglo)… más que nada porque a saber cuándo me veo en otra…

Documenté mi semana (y un día) de rodríguez sobre la marcha, y a toro pasao he revelado las fotos y hecho el álbum. Así empezó todo:

IMG_20170708_103532

El álbum es de Blokum y lo compré en K Makü, un negocio con muchas ganas y mucho corazón que me regaló además su emblema en forma de maderita de oso (ya lo he dicho, solo le falta ser comestible).

Cristina, la artista detrás de esa tienda, me dio también ideas para la elaboración de la portada (las tintas y yo no somos grandes colegas), y la cosa fue tomando forma tal que así:

IMG_20170708_162903

A todo esto, creo que ya he mencionado que el álbum ha sido realizado en mi vida post-rodríguez, por lo que he tenido niños con patatas fritas… y en particular niña en plan “y yo también, y yo también, y yo también… mamáaaaaa, y yo también quierooooo”. Pues ella, también:

IMG_20170708_163112

Para lo demás, no hay palabras. Me he sorprendido a mí misma en dos aspectos: en que apenas he usado papel (ya que estaba en plan pinturas y que el interior kraft era contundente y resistente) y en que no he dicho ni mu en el mini (si es que las palabras sobran… las imágenes lo dicen todo).

Pues venga, imágenes:

IMG_20170709_173125IMG_20170709_174247IMG_20170709_174221IMG_20170709_174201IMG_20170709_174003IMG_20170709_173941IMG_20170709_173833IMG_20170709_173856IMG_20170709_173813IMG_20170709_173727

Efectivamente, mi semana “de rodríguez” dio para bastante: hubo pelu, piscina, vuelta al deporte, scrapeo con gente inesperada, cuidarse por dentro, prepararse para los cambios, comidita sana, veladas con gente guay, comida de despedida con botellas de vino que son igual de bonitas por fuera que por dentro, principio de vacaciones, más scrap… y la tristeza del “un beso y adiós”. Y esa tristeza no es por el fin de la semana (y un día) de libertad controlada, sino porque los cambios son cambios,  y en un cambio laboral (en el que se mezcla lo personal, que personas somos)… hay que vivir el momento y quedarse en principio con el beso (las despedidas, con su montón de abrazos, palabras y regalos), que el adiós llega solo.

Bueno, ¿qué? ¿a que mola mi experiencia de rodríguez? No sé si un hombre lo hubiera hecho diferente, pero a mí no me ha salido mal el invento. Hasta recibí con cariño y ganas a mis mochuelos a la vuelta de su semana (y un día) en la playa.

A todo esto, en Kora Projects nos plantean el reto de hacer un trabajo que tenga relación con las vacaciones y que incluya algún elemento kraft. Y qué queréis que os diga… para mí esa semana (y un día) fue tan vacaciones como la que más (o más), y al decidir no tapar con papel el interior kraft del álbum creo que ese elemento tiene un papel predominante en el mini… a ver si se alinean los planetas y tengo suerte y así de paso me hago con alguno de sus materiales, que ya les tengo ganas.Fue bonito mientras duró, que me quiten lo bailao. Que sí, que me quedo con mis mochuelos pero que una semanita así de vez en cuando no vendría mal…. o una semanita y un día. Y sí, trabajé todos los días de esa semana, que conste en acta, pero esas cosas no se cuentan en un mini.

IMG_20170709_173653

I was home alone for one week and one day and that experience was so unique and rare that I felt I had to document it. This mini album is the result and I have the feeling that I will look at it once and again over the years because… who knows when that will happen again, hehe…

IMG_20170709_174751

9 años… casi 10 (Memorias de una Primera Comunión – parte 1)

Pues sí, ya ha hecho el pequeño gran A su Primera Comunión, y como las preparaciones han dado para mucho y han abarcado más de un ámbito, aviso desde ya que ésta será la primera de tres entradas “comunioneras” (que suena a “camioneras” pero no es lo mismo). Mi intención es publicar una al día, así de aquí al sábado tenemos el tema ventilao y no convertimos la Comunión del chaval en las obras del Escorial a lo jiennense.

Hecha mi declaración de intenciones… empecemos por el principio: first things first, que dirían los de por ahí.

Para que nadie pensara que el muchacho se ha hecho un mozalbete tan espigado, curioso y hablador así de la nada, pensé hacer un álbum de sus nueve años… casi diez, año a año. En el álbum solo sale él, y es de estructura sencillísima de anillas y pis pas.

IMG20170427093608

En el interior… entre una y tres fotos por año, poquitos adornos pero muy cuquis, la colección Cool Kid de Crate Paper combinada con algo de la colección My Imagination, de Photoplay.

Y bueno, él. Mi niño chico-grande. Fotos a tutiplén:

IMG20170427093629IMG20170427093635IMG20170427093650IMG20170427093657IMG20170427093702IMG20170427093718IMG20170427093729IMG20170427093738IMG20170427093744IMG20170427093751IMG20170427093802IMG20170427093809IMG20170427093815IMG20170427093826IMG20170427093831IMG20170427093837IMG20170427093849

Pues ya veis, un niño de 9 años (casi 10) no se cría de la noche a la mañana, se cría en 16 hojas de álbum.

Mañana cambiamos el tercio y nos metemos de lleno en temática “Comunión” pero, ¿a que me ha salido guapo el niño? Bueno, el álbum… que al niño lo habéis visto emborronao.

My son’s First Holy Communion was last weekend and one of the things I prepared for him (be aware, this is the first of three posts related to the event) was this album which “kind of” tried to show how he has changed in these last 9 years (nearly 10!). 

I used Crate Paper and Photoplay collections and a very simple structure, with not many embellishments, as I wanted the pictures to stand out. Hope you liked it!

IMG20170427093909

England

No todo es sencillo y bonito en una familia con mestizaje a tutiplén, pero sí es cierto que el mundo para mis hijos es un lugar mucho más pequeño que para otras personas y eso es un lujo de los gordos.

Mi hijo viajó a Inglaterra en Semana Santa para ver a parte de la familia (los demás están muuuucho más lejos) y ya hice un layout en su momento (pinchar en foto para leer la entrada en el blog):

IMG_20160324_142821578

Sin embargo, quería que Álvaro recordara todo de este viaje que para él fue tan especial, y llevé a revelar las fotos que me iban llegando casi sobre la marcha. El volvió, contó, y yo tenía las fotos…pero tardé meses en ponerme manos a la obra:

img_20161001_215941239

Foto publicada en Instagram el 1 de octubre

Tuve claro desde el principio qué estructura que iba a usar: el álbum craft de YoY Scrap. Es completísimo y ofrece mil oportunidades: las hojas son gorditas y dobles, con lo que puedes hacer bolsillos y desplegables, puedes poner bastante volumen y además intercala algunas páginas de plástico tipo project life. Sin duda repetiré.

Tenía restos de una colección de papeles con temática londinense (Bloc Déco Destination Londres, de Toga) y me hice con otra (Discover England, de Paper House). Con eso ya tenía banderitas de Gran Bretaña y típicos tópicos para llenar páginas y páginas de álbum, jeje.

Pegué toda la decoración base de las hojas y todas las fotos, y hubo otro parón… hasta este fin de semana, que le he visto las orejas al lobo del Diario de Navidad y me he propuesto acabar este proyecto antes de ponerme con otro álbum.

img20161203093544

Reto conseguido, aquí está el resultado final:

img20161204140654

Ahora es cuando viene el aluvión de fotos. Preparados…. listos… ¡al lío!

img20161204140711img20161204140718img20161204140744img20161204140801img20161204140809img20161204140817img20161204140833img20161204140846img20161204140854img20161204140901img20161204140923img20161204140933img20161204140941img20161204140956img20161204141002img20161204141008img20161204141015img20161204141034img20161204141043img20161204141050img20161204141109img20161204141116img20161204141125img20161204141138img20161204141147img20161204141200

A mi hijo le ha hecho ilusión ver el resultado final, y supongo que dentro de unos años le gustará hojear el álbum. Mientras tanto, yo se lo guardaré… que los recuerdos de vivencias así hay que atesorarlos.

Last Easter, Álvaro visited part of his family, in England. He had such a great time that I knew from the beginning I would make an album for him, a big one. 

And here it is. 

img_20161204_141416

Un verano…a salvo

No es la primera vez que hablo por aquí de la importancia de “ser tribu” en la educación de nuestros peques, y una vez más la vida me lo demuestra. Tampoco es la primera vez que hablo de la utilidad social del scrap, de cómo rodear los recuerdos de papeles bonitos nos puede ayudar a dar las gracias.

Mis sobrinos, de los que ya hablé hace tiempo cuando llevaban un mes EN CASA (desmemoriados, pinchad AQUÍ) siguen haciendo de nuestras vidas un lugar más feliz (o si no que se lo pregunten a los primos) y siguen rodeándose de TRIBU.

Entre los miembros de la tribu, este verano dos fornidos socorristas han mostrado su faceta más tierna compartiendo con mis sobris tiempo y corazón, que no es poco. Bueno, y  juegos, y gafas de sol, y camisetas… y paciencia.

El resultado de todo eso es un encargo y dos miniálbumes para dos personas muy diferentes pero con varios nexos en común: un verano, un trabajo, unos niños, una piscina.

IMG_20160830_084405003

Fotos, papeles y adornos muy veraniegos, acrílicas, un dibujo de los niños, un mensaje (escondido) de los padres y poquito más… para dos minis muy sencillos y con pocas fotos.

IMG_20160830_084529693

Si haces scrap, no se te puede pasar empaparte ESTE TUTORIAL de Crea & Scrapea que yo “he calcado” literalmente.

Si no haces scrap, aquí dejo unas cuantas imágenes de cómo ha quedado todo (me di cuenta demasiado tarde de la mala calidad de las fotos, sorry):

IMG_20160830_084641835IMG_20160830_084730935

Sé que a ellos les ha sorprendido y les ha gustado, aunque yo me quedo con que el papel es simplemente papel, lo valioso es ser capaz de mirar alrededor y poner pasión en tu trabajo, no solo responsabilidad. Si además tenemos la generosidad de compartir tiempo, corazón, juegos, camisetas y gafas de sol con dos niños, nos merecemos todos los papeles bonitos del mundo.

IMG_20160830_084936084

My nephew and my niece are two charming children who are lucky to have very generous people around, and I mean generous in terms of time and affection. 

I was asked to make two tiny albums for the two life guards with whom they have spent a lot of time during the summer. These two young men made sure they didn’t drown in the swimming-pool (which is essential, hehe) but also played a lot with these two cheeky monsters and took care of them so these albums are kind of “thank you” gifts. 

IMG_20160830_084921765

Otro verano con amigos

Ya está en casa.

Según la RAE, la palabra “CASA” tiene en su primera acepción el significado de “edificio para habitar” y como yo ya hace unas semanas que enseñé la casa

IMG_20160717_112315651

…ahora toca enseñar lo bien que lo pasamos cada verano cuando pasamos un fin de semana con ellos en su casa. Este no es ni el primero, ni el segundo, sino que es EL TERCER mini-album veraniego sevillano…y olé.

IMG_20160822_194934810

He querido innovar (y me consta que he conseguido sorprender) con la estructura, que esta vez es la del marco TOLSBY de IKEA. Este marquito tiene un precio de risa y se puede tunear fácilmente para convertirlo en miniálbum o calendario.

Ha sido tan fácil de hacer y montar que hasta me ha dado un poco de apuro, me ha parecido “demasiado sencillo”, poco trabajado. En mi defensa diré que ni los protagonistas necesitan mucho adorno ni yo soy muy de adornos. Todos los que he usado (junto con los papeles) son del kit Summer Party de Echo Park.

IMG_20160822_193338230

Para no hacerme pesada con las fotos, aquí están todas las hojas:

IMG_20160822_194334724IMG_20160822_194445295

Y el reverso:

IMG_20160822_194658857

De lo vivido ese finde de julio en Sevilla me quedo con la cara de mi hijo en un parque acuático por primera vez en su vida.

De lo que nos queda por vivir juntos, me quedo con la esperanza de que sea mucho y con que dentro de años sigamos sentándonos en una mesa con una copa de Ramón Bilbao y un buen tocho de álbumes veraniegos.

Y fin. El año que viene… más.

Traditions are cool if they are cool traditions. Making an album for my friends every summer after spending a weekend in their house in Seville is now one of those cool traditions.  This is not the first, nor the second… but the third summer in a row I make an album for them. 

Every summer has a story.

IMG_20160822_192812746

IMG_20160822_201648030

 

 

DE LOS PIES A LA CABEZA

Scrapera de los pies a la cabeza, pero sobre todo la generosidad hecha mujer. Esa es nuestra Paqui. Ella se sorprende cuando recibe demostraciones de cariño scrapero, y hasta se siente en deuda, y sé que lee esto con pudor pero es que Paqui es mucha Paqui.

No suelo hablar en el blog con nombres propios, pero en esta ocasión no había excusa. Es su cumpleaños y ella aporta tanto a mi scrap, aunque (o precisamente porque) nuestros estilos son bien distintos, que había que llamarla por su nombre. Añadimos a eso que Paqui ya estaba en mi vida antes del scrap, por lo que redescubrirla de esta manera ha sido todo un regalo.

Es un grupito de scraperas “apañao” el que tenemos en mi ciudad (aglutina también a pueblos colindantes, no tenemos fronteras, jeje). El grupo empezó hace años y las impulsoras han ido acogiendo a los que hemos ido llegando. Hace unos meses, cuando parecía que las quedadas scraperas que empezamos un año atrás se nos quedarían en el limbo, Paqui abrió su casa y la inauguración scrapera de su hogar fue por todo lo alto:

Jessica (da talleres de scrap en Granada) nos regaló un precioso taller de mini-álbum, Teresa trajo una tarta, el marido de Paqui hizo té…(y huyó, hombre inteligente), yo llegué tarde…

En fin, que nos juntamos un montón y pasamos un rato tan chulo que se me ha ocurrido completar con fotos de ese día el mini que hicimos justamente esa tarde. La verdad es que tenía pocas fotos, así que no están todas las scraperas que estaban ese día, además ese día no estaban todas las que somos, y para colmo no he sacado foto de una de las fotos que está en el álbum en la que hay más gente, pero entre tanto ser y estar, qué le vamos a hacer, vamos a quedarnos con lo positivo, que a Paqui le ha gustado.

IMG_20160529_125415618

La estructura era muy bonita y elegí la colección Carpe Diem de Simple Stories para decorar el álbum. Una pena que se me haya rasgado un poco la cartulina base por algunos bordes y otra pena que justo esta mañana se me haya ocurrido hacer una especie de hilo conductor escrito, cuando tengo la impresora desconfigurada y no podía sacar nada. Mi caligrafía es poco cuidada (forma fina de decir “feílla”) y hubiera quedado mejor a ordenador.

IMG_20160529_130630558

Pero bueno, es lo que hay. Dejo unas fotitos más del resultado:

El caso es que entre unas cosas y otras, el grupito de scraperas de mi ciudad (y colindantes) sigue activo. Ahora estamos en pleno bulle-bulle cumpleañero, ha coincidido que hay mogollón de caracolillos (snail mail) recorriendo provincia. Hay quien llega puntual a todas las citas, hay quien llega tarde, hay quien no llega. Como yo soy del último grupo (lo de llegar hoy al de Paqui es todo un acontecimiento para mí), me he mentalizado en no agobiarme y simplemente mandar caracolillos sorpresa, en momentos insospechados.

Felicidades, Paqui. El que siembra, recoge. Disfruta de toda tu cosecha.

IMG_20160529_125538587

Un color especial

Sevilla tiene un color especial, vaya que sí. No lo digo desde el tópico ni desde el romanticismo andaluz, no soy dada a ninguna de esas dos cosas, pero ciertamente asocio Sevilla a gente querida, y eso le hace tener un color especial al margen de su ya hiper-conocida belleza.

Esta historia viene de antiguo, de muuuuy antiguo, pero no hay que irse tan lejos para entender, a golpe de click, que las personas de la que hablo son quienes son: uno de mis primeros pinitos en el scrap fue un álbum para la niña más salerosa que conocía (y conozco). Después, el verano pasado hice parada en Sevilla también y como fruto de esa visita nacieron varios minis hermanados entre sí (a posteriori no recuerdo con recocijo el resultado, pero hecho está, y a lo hecho… pecho).

Este verano hemos vuelto a pasar por allí, hace unas semanas. Nos volvieron a acoger esos del color especial, los que podemos pasar meses y meses sin ver, pero es como si el tiempo no pasara. ¿Sorprende eso? Bueno, no tanto, es mucha la historia vivida juntos, y genial la manera en la que los que han ido llenando nuestras vidas después han entrado a formar parte de ese grupo. Lo que sí me sigue soprendiendo, igual que me sorprendía hace un año, es la manera en la que nuestros hijos se divierten juntos y conectan, a pesar de verse tan de tanto en cuanto. Eso me sorprende, pero sobre todo me emociona.

Y todo este rollo para contar que estuvimos en Sevilla, que lo pasamos requetebien, que hacía un calor de morirse pero nos dio igual, que mi anfitrión se marcó el punto de ofrecerse a quedarse con mis niños (y con los suyos) mientras yo me iba de excursión a IKEA (robándole a su mujer de asesora y utilizando a mi esposo de mulo de carga), y que vivimos Sevilla con un color especial, el de ellos.

A estas alturas de la lectura ya estará mi amigo pensando de mí eso de “en la vida real no eres así, eres más simple”. Espero que entienda que si en el día a día fuera así, sería cargante, pesada y resultaría densa y espesa. Y mi vida sería absolutamente agotadora. Las reflexiones están para rumiarlas y compartirlas en dosis moderadas, a cachitos, a ratos. Así. O así lo veo yo.

Centrándome en el scrap, como resultado de ese finde tan guay, tenemos un mini del que llevé las fotos a imprimir nada más volver pero que no había puesto en marcha, confiada en que tardaría en volver a verlos. Cuando justamente hoy ha surgido la ocasión de quedar, he pensado eso tan innecesario y trágico de “ahora o nunca” y aquí está, hecho a todo correr:

_20150815_175012

Como estructura he vuelto a recurrir a la combinación cartón corrugado + colección Summer Vibes (Simple Stories) que tan buen resultado me está dando para documentar este verano (como ejemplo, este botón). He cambiado la orientación, el cierre y alguna cosa más, adaptándome a las fotos que tenía y el resto es todo color, un color especial:

_20150816_003154

IMG_20150815_174650221IMG_20150815_174333803_HDR_20150816_003224 IMG_20150815_174409193_HDR IMG_20150815_174437146 IMG_20150815_174453624

IMG_20150815_174826063

Acabo con este la temporada de minis veraniegos, con qué regusto más agradable me quedo.

Seville is a beautiful place, it truly is… but it is even more beautiful if you are lucky enough to see it with friends who live there and have been part of your life for a looooong time. If you add the fact that the children in both families get along really well, what else can you ask for? This minialbum tries to summarize a summer weekend spent in Seville, in great company. 

_20150816_003324